jueves, 28 de octubre de 2010

no se despegaba de si mismo



Estaba todo el día creando, consigo mismo, mismas ideas, mismas visiones.
Toda la vida fue la misma persona.

lunes, 25 de octubre de 2010

mmm Vilallonga


¿Quién nos embarca?,
¿quién nos engaña?,
¿qué hace una barca en mitad de la montaña?.

martes, 12 de octubre de 2010

el que tenga ojos que vea


Miraba en mis sueños dos cosas reales, como en fotografías diferentes, y una voz me decía; "tranquilo, son la misma cosa, lo que las diferencia es la manera en la que la luz, el vehículo, las manifiesta".

(Como si la luz tomara su forma y se las llevara de una mente a otra).

viernes, 8 de octubre de 2010

adivinanza


Sucedió una noche (hace una semana) que un sapo vino a casa a visitarnos. Yo, temeroso por un cuento que leí el mismo día fui incapaz de echar al sapo (que yo diría que era una rana). Le agitaba cosas para asustarla en el quicio de la puerta y ni siquiera pestañeaba. Finalmente mi querida madre optó por empujarla. No es que yo no hubiera podido hacerlo, ya que no me dan asco y esas cosas (que de hecho si me lo dan), pero también me apenaría lastimarla...

El cuento es el siguiente:

- Cuando el monje sale, los sapos entran en el templo. ¿Cuándo entran los sapos en el templo?
- ¡Muy fácil, Maestro: los sapos entran en el templo cuando el monje sale!
- ¡Necio!
- Pero usted mismo me lo dijo: cuando el monje sale los sapos entran…
- ¡Torpe!
- ¡Entran cuando tienen calor y buscan la sombra!
- ¡Tramposo!
- ¡Entran cuando el monje olvida cerrar la puerta!
- ¡Iluso!
- ¡Entran cuando saben que allí dentro se pueden iluminar!
- ¡Intelectual, aprende a morir!
- ¡Los sapos nunca entran en el templo porque el monje no lo abandona jamás!
- ¡Eso!

(http://ojodoro.net/)

viernes, 1 de octubre de 2010

ros



-¡Cuidado con el ego!. ¡El huevo se siente más inteligente que la gallina!.